Maite Cabrera pregona las fiestas de la Virgen de la Paz

La Tribuna
-

Las fiestas en honor a Nuestra Señora de la Paz comenzaron el sábado con un pregón de Maite Cabrera Gallego preparado "desde el corazón"

Maite Cabrera pregona las fiestas de la Virgen de la Paz

San Antón finalizó el viernes y las fiestas en honor a Nuestra Señora de la Paz tomaron el testigo al día siguiente. Lo hicieron con el pregón a cargo de Maite Cabrera Gallego, que sirve como punto de partida a un programa de actos que se desarrollará hasta el próximo domingo, cuando la imagen de la Virgen de la Paz procesionará por las calles de Manzanares. El principio de 2020 está siendo muy intenso en Manzanares. Casi sin descanso para recuperarse de la Navidad llegó el tradicional ciclo de los Santos Viejos, que este año ha deparado que el final de San Antón y el principio de las fiestas en honor a Nuestra Señora de la Paz se sucedan en el calendario prácticamente sin separación. «Vivir las tradiciones es una parte muy importante del ser humano, por eso, debemos transmitirlas a las generaciones más jóvenes», señaló la concejala Isabel Quintanilla, presente en el acto junto con representantes de los tres partidos que forman la Corporación. «Desde el Ayuntamiento invitamos a todo el pueblo a participar de estas fiestas para que sigamos manteniendo esta tradición tan bonita de los Santos Viejos», agregó. La ermita de la Virgen de la Paz alberga desde el viernes 17 de enero y hasta el viernes 24 la celebración del Santo Rosario y liturgia a las 18.30 horas. El mismo lugar acogió en la tarde del sábado el pregón, responsabilidad que este año recayó en Maite Cabrera Gallego, que declaró haber preparado su intervención «desde el corazón». «Recibí con mucha alegría la propuesta y estoy muy agradecida a la hermandad porque es mi barrio y es mi ermita. Hablar de la Virgen de la Paz es hablar de sentimiento puro», indicó la pregonera. Manuel Gallego, pregonero del año anterior, fue el encargado de presentar a una Maite Cabrera que ofreció un pregón muy cercano cargado de anécdotas familiares . Su discurso finalizó con su hermana acompañándole en el altar para vitorear juntas «a nuestra Virgen de la Paz». Como es tradición en este acto, la pregonera recibió un pequeño obsequio por parte de la Hermandad Virgen de la Paz y Oración en el Huerto, que también impuso su medalla a Manuel Gallego. La música de la agrupación musical Tuna de Manzanares puso el broche de oro al pregón de las fiestas en honor a Nuestra Señora de la Paz. Además de tener un recuerdo a uno de sus miembros recientemente fallecidos, Jerónimo Bautista, sus componentes deleitaron a los asistentes con sus canciones, entre las que no faltó su pequeño homenaje a la Virgen de la Paz. Las fiestas culminarán el sábado 25 de enero con la tradicional hoguera frente a la ermita de la Virgen de la Paz y la eucaristía y procesión de su imagen por las calles de Manzanares del domingo 26.