scorecardresearch

El plan de Sánchez llega en otro repunte de precios

R. Ch./M. E.
-

Las estaciones de servicio lamentan una medida que ven «incompleta» al no poner tope al precio

Precios de los combustibles, este martes, en una gasolinera de Ciudad Real. - Foto: Tomás Fernández de Moya.

La ayuda de 20 céntimos por litro de gasolina y gasóleo que el Gobierno aplicará a todos los conductores a partir del viernes llega, en la provincia de Ciudad Real, en otro repunte de los precios de los combustibles, según constata el geoportal del Ministerio de Industria, que fijaba ayer, de media, el litro de la gasolina de 95 octanos en 1,823 euros por litro y en otros 1,865 el de gasóleo.

En lo que va de mes, los precios han subido más de dos céntimos por litro en la gasolina y tres en el diésel. Entre un 13 y un 22 por ciento. Además, la curva vuelve a crecer a unos días de que entre la rebaja que aplicarán Gobierno y gasolineras.

Una medida que desde la Asociación Provincial de Estaciones de Servicio se considera incompleta al no fijar un tope en el precio del combustible, lo que está dando pie a que «algunas estaciones de marca blanca se están adelantando, subiendo sus precios para que cuando se aplique el descuento de 20 céntimos el viernes, éstos se queden igual que estaban, algo que es poco ético», según denuncia el presidente de la patronal del sector, Francisco Molina. Además, teme que dentro de los tres meses de vigencia de esta medida «volveremos a estar igual que ahora», en una situación en la que las estaciones notan un descenso del negocio, sobre todo en el segmento de los turismos. «Este descuento atraerá a la gente, y más ahora que se acerca la Semana Santa, pero cuando llegue el verano estaremos igual», reitera Francisco Molina.

El descuento de 20 céntimos apenas servirá para retroceder 20 días en los precios que pagaban los ciudadrealeños a pie de surtidor. Llenar ayer un depósito de 55 litros de gasolina costaba 100,2 euros, con el descuento serían 89,2. El diésel pasaba de los 102 euros; con el Plan Sánchez, 91,57.

 

Al borde de los dos euros, otra vez

Aunque el precio del petróleo apuntó ayer a una caída de su valor por las expectativas creadas en la negociación de paz entre Rusia y Ucrania, los surtidores de la provincia amenazan con volver a superar la barrera de los dos euros antes de que el conductor se encuentre con la ayuda de los 20 céntimos por litro de combustible al pasar por caja en las estaciones de servicio.

Ayer solo había una gasolinera, en Almadén, que superaba los dos euros por litro en la venta de gasolina de 98 octanos, aunque hay otras trece estaciones más que, en el caso del gasóleo premium apuntan en sus postes a un precio de 1,999 euros por litro.

En los combustibles más económicos, el margen para saltar esa barrera es mayor. Ayer se contabilizaban siete estaciones con un precio igual o superior a 1,9 euros por litro de gasolina de 95 octanos, mientras que en el diésel había 59 con un precio mínimo de 1,9 euros.

En la provincia, ayer, el conductor podía ahorrar 14 euros entre la gasolina más barata al llenar un depósito de 55 litros y 16 en el caso del diésel.