scorecardresearch

Cuatro "finales" para el Manchego

Manuel Espadas
-

El equipo afronta el esprint final de la temporada con la presión del riesgo del descenso, aunque «estamos tranquilos», asegura su portero Manu Lucas

El meta Manu Lucas, antes de saltar al campo. - Foto: Juan Gallardo

El CD Manchego disputa este domingo contra el Villarrobledo (Polideportivo Rey Juan Carlos I, 12 horas) la primera de las cuatro «finales» que tiene por delante en este esprint final de la temporada, en el que el objetivo de asegurar la permanencia en Tercera RFEF aún no está alcanzado, ni mucho menos. Con 42 puntos, el equipo de Ciudad Real sólo está uno por encima del Villacañas, que sería el primero en descender en el caso de que se produzcan los cuatro arrastres desde Segunda RFEF, algo que no es descartable ya que los cuatro representantes castellano-manchegos en el peldaño superior están actualmente en posiciones de bajar.

De este modo, el equipo de Armindo se ha tomado este primer envite como la primera de las «cuatro finales» de este epílogo del calendario, en palabras de su portero Manu Lucas. Villarrobledo y Hogar Alcarreño en casa, y Atlético Albacete y Torrijos fuera es la hoja de ruta azul en estas últimas semanas de la temporada, con el fantasma de un posible descenso aún sobrevolando por la capital provincial.

Pese a esta situación, en la plantilla mancheguista se respira «tranquilidad», como defiende el meta, que este domingo será titular ante la obligada ausencia del andorrano Xisco, convocado por su selección, junto a Jordi Aláez. «Estamos trabajando muy bien defensivamente y aunque nos está faltando gol, la gente de arriba está muy motivada», asegura Lucas, que valoraba el hecho de que «dependemos de nosotros mismos».

También se mostraba optimista el técnico, que volverá a contar con las bajas de Pascu, Pablo y el ariete aún inédito Ezequiel Zaldúa, además de los dos internacionales andorranos.  «Todavía estamos en peligro, pero estamos acostumbrados porque estamos jugando con esa presión todas las semanas», argumenta Armindo Ceccón, que no oculta su preocupación por el insuficiente rendimiento de su equipo en ataque, con tres empates a cero en las últimas cuatro jornadas. «Cuando falta algo es que algo no está bien. Estamos fallando en el último pase. Lo estamos trabajando, pero no es fácil», decía el hispano-brasileño, que se lamentaba porque «los empates nos están matando».