scorecardresearch

Putin decreta la ley marcial en las cuatro regiones anexionadas

Agencias
-

El presidente ruso acusa a Zelenski de no respetar la expresión democrática de los ciudadanos de Lugansk, Donetsk, Zaporiyia y Jersón y de negarse a negociar y anuncia que Crimea podrá tomar medidas adicionales para garantizar su defensa

El presidente ruso, Vladímir Putin, ha decretado este miércoles la ley marcial en las regiones ucranianas de Lugansk, Donetsk, Zaporiyia y Jersón, los cuatro territorios que Rusia reivindica como propios tras los referéndums fraudulentos celebrados en septiembre.

Putin ha anunciado el decreto en una reunión del Consejo de Seguridad, afirmando que se limita a formalizar una situación que ya existe de facto. Ahora, el texto queda sujeto a la aprobación de las dos cámaras del Parlamento ruso, un mero trámite.

El presidente ruso ha acusado al Gobierno de Ucrania de no reconocer la expresión democrática de los ciudadanos de las cuatro regiones y de negarse a negociar. "Continúan los bombardeos. Los civiles están muriendo", ha lamentado Putin, según la agencia de noticias Interfax.

Putin impone la ley marcial en las cuatro regiones anexionadasPutin impone la ley marcial en las cuatro regiones anexionadas - Foto: SPUTNIK

Rusia reivindica su derecho a aplicar todas sus leyes sobre las regiones ocupadas, aunque ni siquiera controla todo su territorio. Las autoridades prorrusas de Jersón han informado este miércoles del inicio de una ofensiva en la zona por parte de las Fuerzas Armadas de Ucrania.

Medidas en Crimea y el sur de Rusia

Por otra parte, Putin también ha denunciado que Kiev ha enviado grupos subversivos al territorio de la Federación Rusa para atentar contra la infraestructura civil, como el puente de Crimea, y también la nuclear.

Al respecto, Putin concedió nuevas facultades a los jefes de las regiones con el fin de que adopten medidas de seguridad en relación con la población y con las infraestructuras críticas.

En un segundo decreto introdujo "el nivel medio de reacción" en las regiones rusas fronterizas con Ucrania -Krasnodar, Bélgorod, Briansk, Vorónezh, Kursk y Rostov-, además de la anexionada península de Crimea.

Por tanto, los jefes de dichas regiones podrán evacuar a la población residente en ciertas zonas, introducir un régimen especial de entrada y salida de sus territorios y restringir la libertad de movimiento de la población en ellas.

En cuanto a los distritos federales Centro y Sur se introduce un "nivel de alerta elevado" y en el resto de la Federación Rusa un "nivel básico de alerta".