Una marea naranja de mil coches para frenar la ley Celaá

Hilario L. Muñoz
-

La protesta contra la ley Celaá ha reunido a aproximadamente un millar de vehículos por las calles de Ciudad Real con padres, profesores y estudiantes de la escuela concertada y de centros de educación especial que piden cambios en la ley educativa

Una marea naranja de mil coches para frenar la ley Celaá - Foto: Tomás Fernández de Moya

La protesta de esta mañana ha sido convocado por las plataformas Más Plurales, compuesta por sindicatos de profesores, padres y organismos de escuelas concertadas. El portavoz de la organización esta mañana e integrante de Fefe Castilla-La Mancha, José Herrera Larrondo, explicó que la intención de esta protesta es transmitir a la sociedad la intención del sector de la enseñanza de iniciativa social y que se refleja en el lema de la protesta: "más plurales, más libres y más iguales". 
"Los centros privados y concertados estamos ofreciendo un servicio público como es la educación", dijo el portavoz de Más Plurales, quien recordó que manifestaciones como la de Ciudad Real se han desarrollado en toda España, en la provincia también ha habido en Alcázar de San Juan, con el objetivo de parar la nueva ley educativa.  Más de 700 vehículos, dijo el portavoz, se concentraron en el entorno del recinto ferial para realizar un recorrido por la ronda de Ciudad Real. Desde la plataforma esperan que la ley se pueda parar durante su tramitación primero en el Senado y después en su regreso al Congreso de los Diputados. 
“La ley Celaá se está desarrollando de espaldas a la sociedad, de espaldas a los padres y de espaldas a las organizaciones que están desarrollando el sistema educativo", dijo el portavoz, quien señaló que no han tenido voz ningún colectivo.  Desde la plataforma recordaron que pese a contar con el apoyo de siete grupos parlamentarios es la ley educativa "con menos apoyo parlamentario de la historia de España" al alcanzar 177 votos en el Congreso, "uno más de los necesarios para ser aprobada". 
Una marea naranja de mil coches para frenar la ley CelaáUna marea naranja de mil coches para frenar la ley Celaá - Foto: Tomás Fernández de MoyaCon este planteamiento apuntaron que trabajarán sin descanso por "la libertad" de elección de centro de los estudiantes y para proteger a las 60.000 familias entre padres, estudiantes y profesores que se verán afectadas por la Lomloe y que tienen relación con la escuela concertada en la región. 
En la protesta además de padres y profesores participaron integrantes de PP, Cs y Vox. En uno de los coches iban el presidente del PP de Castilla-La Mancha, Francisco Núñez, y la Vicesecretaria Nacional de Organización del PP, Ana Beltrán. 


Más fotos:

Una marea naranja de mil coches para frenar la ley Celaá
Una marea naranja de mil coches para frenar la ley Celaá - Foto: Tomás Fernández de Moya
Una marea naranja de mil coches para frenar la ley Celaá
Una marea naranja de mil coches para frenar la ley Celaá - Foto: Tomás Fernández de Moya
Una marea naranja de mil coches para frenar la ley Celaá
Una marea naranja de mil coches para frenar la ley Celaá - Foto: Tomás Fernández de Moya