scorecardresearch

El Ayuntamiento se ofrece a mediar

Manuela Lillo
-

El propietario de la parcela afectada por el cierre en la carretera de Carrión ha mantenido una reunión con ediles del equipo de Gobierno, que le han trasladado su intención de buscar una solución

El Ayuntamiento se ofrece a mediar - Foto: Tomás Fernández de Moya

El propietario de las parcelas afectadas por el cierre de los accesos a un supermercado y a una gasolinera en la carretera de Carrión sigue tratando de buscar soluciones y, por esta razón, ayer mantuvo una reunión con concejales del equipo de Gobierno, en concreto con la primera teniente de alcalde, Pilar Zamora, el concejal de Economía y Hacienda, Nicolás Clavero, y la edil de Urbanismo, Raquel Torralbo, para exponer su situación.

Tras el encuentro, el dueño de los terrenos afirmó que «la predisposición del Ayuntamiento es muy buena» y que había mostrado su voluntad para «solucionar el problema y el de toda la carretera», mostrando su preocupación además por los negocios de la zona. De este modo, el Consistorio se ofreció a mediar para tratar de buscar una solución con el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, que es el titular de la vía y que cerró los accesos dado que la mencionada gasolinera «se construyó sin la autorización requerida para ello. Por lo tanto, según establece la normativa vigente, el acceso a ésta ha de ser clausurado», detalló el Ministerio a este diario. Por lo que respecta al supermercado, en concreto al Día, el Ministerio detalló que el acceso «se puede hacer a través de la calle Isaac Peral».

Del mismo modo, Ruiz planteó  ayer «la apertura, al menos provisional», del acceso de la carretera de Carrión correspondiente al supermercado, el que ha sido su desvelo, dado que explica que su cierre hará que el mencionado negocio se traslade de local debido a las pérdidas que está registrando y con ello perderá él como propietario del suelo los ingresos que recibe del alquiler y con los que sufraga a su vez el coste de otras naves, por lo que aseguró que este proceso le va a llevar «a la ruina» si no se plantean soluciones, dado que también se le imponen 75.000 euros de sanción.

Y es que el problema, como avanzó este diario, se encuentra en el alquiler de una parcela colindante y que Ruiz asegura que es diferente a la del supermercado, segregada, cuyo suelo alquiló y donde se instaló una gasolinera que no cuenta con el permiso para los accesos aunque al parecer sí dispone de la licencia y toda la documentación municipal, comentó. Por otra parte, indicó que podría contar con «una nueva forma» de dar solución al problema a la larga, aunque todavía desconoce si podría ser viable.