scorecardresearch

«El templete del Prado es una tradición del verano»

Hilario L. Muñoz
-

Jesús Miguel Gracia, director de la Banda de Música de Ciudad Real, regresará a su casa, el templete de los jardines del Prado para ofrecer el primer concierto del verano

«El templete del Prado es una tradición del verano» - Foto: Rueda Villaverde

Jesús Miguel Gracia es desde el año 2008 el director de la banda de música de Ciudad Real. Una organización que este jueves regresará a su casa, el templete de los jardines del Prado, en el primer concierto que interpretarán en este entorno tras la pandemia. «Volvemos por fin», señala cuando se le recuerda esta serie de actuaciones que comenzarán a las 22 horas.

¿Qué significa volver al templete?

Siempre lo he dicho, el templete es nuestra casa. Tenemos una casa, donde ensayamos, pero de cara al público, el templete es una tradición del verano que se nos vea allí, ahora y en fiestas. Es donde la gente va y disfruta y nos produce ilusión volver.

¿Qué repertorio se podrá ver?

Será variado y para todos los públicos, siempre lo hacemos y nos funciona muy bien porque la idea es que si alguien pasa y escucha algo que le gusta que se pare. Habrá pasodobles, bandas sonoras, música actual, zarzuela... de todo. En cada concierto habrá algo de cada estilo.

Habrá varias obras suyas, como una marcha militar.

Es una marcha que hice de joven, se llama Marcha heroica, porque cuando me destinaron a Madrid estuve en infantería, donde hay un himno e hice esa marcha en su honor. También se tocará un pasodoble mío que se llama Campos de Castilla. Además, estrenamos una obra de Francisco José Rosal, compositor de Ciudad Real, que se llama Hazañas.

La banda de música ha sido una de las pocas agrupaciones que no ha parado en pandemia, aunque sea con una actividad distinta.

Solo al principio del todo paramos durante dos o tres meses, pero luego empezamos a hacer ensayos a través de redes sociales y actuaciones para nuestro público. También hicimos un concierto especial, ensayamos dos o tres días, como pudimos, en La Granja, donde hicimos un homenaje a los fallecidos. El año pasado seguimos ensayando y luego tuvimos los conciertos en la puerta de Toledo, que era un espacio más amplio que el templete. La música ha sido una de las artes que más se ha visto perjudicada por la pandemia y nosotros hemos tratado de vernos y mantener el contacto. Creo que lo hemos conseguido.

¿Ha cambiado en algo la banda que actuó por última vez en 2019 en el templete, y la que se verá el jueves?

Es una banda más joven, con chavales del Conservatorio y con ganas. Se va a notar el entusiasmo, que confiamos en que dure. Hay muchas ganas por volver y se disfruta más cada actuación que se hace.

¿Desde cuándo no toca la banda?

Hemos hecho actuaciones en procesiones como San Isidro o San Juan, pero concierto como tal hicimos Santa Cecilia, en el pabellón ferial, en noviembre, y, luego, el de Navidad se suspendió debido al brote.

Además de en el templete, ¿donde se les podrá ver este verano?

Vamos a hacer los dos conciertos de Feria, también en el templete del Prado. Estamos preparando una actuación especial para el día 15 de agosto, porque teníamos una petición de la gente, de antes de la pandemia, de hacer un concierto de marchas militares y lo estamos preparando. También está el concierto del 22, en la Octava, y entre medias las procesiones de barrios. Recuperaremos el ritmo normal, incluido el pasacalles del día 14.

El año que viene hará 15 al frente de la banda, ¿será algo especial?

Es una fecha igual de importante para mí, porque lo importante aquí no soy yo, sino que la gente que va a la banda tenga ilusión. Es más relevante que la banda siga sumando años, creciendo y haciendo historia.