Avisan del riesgo de desplome de la caja fuerte del cuartel

Pilar Muñoz
-

La Asociación Unificada de Guardias Civiles ha informado del «peligro» a la Comandancia que ha colocado conos y cintas cerrando el paso en la planta baja

Conos y cintas colocados en la planta baja donde se guardan los vehículos.

El suelo ha empezado a ceder, a separarse del zócalo y temen que se desplome la caja fuerte instalada en una de las oficinas del acuartelamiento de Manzanares y caiga a la planta inferior. Así lo aseguraron a este diario agentes destinados en este cuartel, quienes han indicado que la Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC) ha informado del «riesgo existente» al jefe de la Comandancia de Ciudad Real.
La caja fuerte es de grandes dimensiones y se instaló en el denominado cuarto de puertas, un espacio de reducidas dimensiones y abierto las 24 horas del día. Las fuentes aseguran que siempre está ocupado por al menos un agente de la Guardia Civil y que es «paso obligado» de un buen número de efectivos del Instituto Armado destinados en el acuartelamiento de Manzanares.
La caja fuerte «es muy grande y el suelo empezó a ceder poco tiempo después de colocarla en un cuarto pequeño, que no está preparado para soportar ese peso», remarcan fuentes de la Asociación Unificada de Guardias Civiles.
Imagen de la caja fuerte junto a una mesa del cuarto de puertas cuyo suelo ha empezado a ceder Imagen de la caja fuerte junto a una mesa del cuarto de puertas cuyo suelo ha empezado a ceder Por ello, han informado al teniente coronel jefe de la Comandancia de Ciudad Real de la situación en la que se encuentra el denominado cuarto de puertas y del peligro de que la caja fuerte se desplome a la planta inferior con el consiguiente riesgo para los agentes. Desde la Asociación Unificada de Guardias Civiles, aseguran a este periódico que la información ha llegado y que conocían la situación, ya que se han colocado en la planta inferior conos y cintas cerrando el paso, es decir con la advertencia de que hay un peligro. Se trata de la zona donde se guardan los coches patrullas de los agentes de la Guardia Civil.
Para la AUGC, las medidas adoptadas por la Comandancia de Ciudad Real resultan a todas luces «insuficientes» y considera que «se está poniendo en riesgo la salud de los trabajadores».
«Sin estudio previo». La AUGC explica que desde hace un tiempo la Guardia Civil está adjudicando cajas fuertes de gran tamaño en algunas unidades para la custodia de armamento y otros objetos y efectos, pero «sin un estudio previo del lugar donde se iban a instalar».
En el caso del cuartel de Manzanares, que no el único, resultaba imposible ubicarla en otro sitio previsto y «se colocó en el cuarto de puertas sin que se tuviera en cuenta el estado del edificio y si el lugar era capaz de soportar el elevado peso de la caja fuerte».
Recalcan que desde su reciente instalación el suelo está cediendo, lo que les hace temer que en cualquier momento la caja fuerte pueda hundir el suelo y caer a la planta baja.
De ahí que, en caso de no obtener respuesta de la Comandancia de Ciudad Real para solucionar el «riesgo existe» de hundimiento, la Asociación Unificada de Guardias Civiles no descarte emprender otras acciones «en defensa de la salud de los trabajadores».