scorecardresearch

Dos municipios de la provincia de Ciudad Real no tienen bar

H. L. M.
-

Los directores de servicios sociales apuntan al papel integrador de la hostelería y sitúan Villar del Pozo y Caracuel de Calatrava, como las únicas localidades ciudadrealeñas sin este servicio

Castilla-La Mancha destaca por el papel social de los bares. - Foto: Óscar Navarro

En 35 de las 50 provincias españolas hay municipios en los que no hay ningún servicio de hostelería. Así lo indica un análisis realizado por la Asociación de directoras y gerentes de servicios sociales de España. Hoy se presentará en Madrid y en él se incluye a Ciudad Real como uno de esos territorios con localidades donde no hay espacios hosteleros que presenten servicio. En concreto, hace referencia a tres municipios de la provincia: Villar del Pozo, Caracuel de Calatrava y también a San Lorenzo de Calatrava. Este último es un error del documento realizado por la entidad, ya que la localidad, situada en el Valle de Alcudia, sí que cuenta con un bar en localidad, Jalisco, así como con varias casas rurales.

Unos 200 vecinos no tienen un servicio de hostelería, siendo Ciudad Real, dentro de esas 35 provincias con municipios sin bares, una de las menos afectadas. Con menos habitantes que Ciudad Real están Tarragona (350), Asturias (333), Álava (178), Vizcaya (88) y Huelva, con 51, donde menos. Donde más habitantes en localidades sin bares son Burgos (12.529) y Salamanca (12.318). De Castilla-La Mancha destaca Guadalajara, con 6.187 habitantes en estas localidades, según los datos del estudio que se puede consultar en la web de la asociación.

La iniciativa de la organización busca dar a conocer la dimensión social de la hostelería, su impacto como servicio de proximidad en la vida personal y comunitaria, así como las funciones que cumplen estos establecimientos, en el logro de sociedades más igualitarias e inclusivas. En su desarrollo han realizado encuestas, consultas a expertos del ámbito social y de la hostelería, y un análisis de datos de varios miles de municipios, para detectar aquellos que carecen de establecimientos hosteleros de proximidad y vincularlo, además, con el fenómeno de la despoblación. Castilla-la Mancha es una de las regiones donde más valora el papel social de los bares de España y destaca además por su papel para compartir eventos deportivos, según el estudio que hoy se presentará oficialmente.