scorecardresearch

Eternamente agradecidos a la Policía por salvar a su bebé

Pilar Muñoz
-

Los cuatro 'ángeles custodios' de Mateo le entregan una gorra de la Policía Nacional en un acto en el que la madre de niño les ha dado las gracias por auxiliarles cuando empezó a convulsionar con la boca taponada de flemas. "Pasamos mucho miedo"

Eternamente agradecidos a la Policía por salvar a su bebé - Foto: Tomás Fernández de Moya

Los padres de un bebé de 13 meses estarán eternamente agradecidos a la Policía Nacional de Ciudad Real por la intervención de un subinspector, un oficial y dos agentes que acudieron en su auxilio cuando el pequeño empezó a convulsionar y no respondía a estímulo alguno. Ocurrió el pasado 18 de diciembre cerca la Comisaría Provincial de Ciudad Real cuando un joven matrimonio viajaba en su vehículo junto a su hijo de 12 meses que empezó a convulsionar. "Salí del coche y empecé a llamar a la Policía desesperada, levantando los brazos", ha explicado este mediodía la madre del bebé tras confesar que "pasamos mucho miedo porque ves que tu hijo corre peligro". 

Los policías acudieron rápidamente y mientras uno llamaba al 112, sus compañeros iniciaban las maniobras de reanimación. Uno de los policías tumbó al niño sobre su antebrazo y empezó a darle palmadas en la espalda con la mano hueca, a la altura de los omóplatos, al tiempo que realizaba compresiones en su tórax para estimularlo y que expulsase cualquier cuerpo extraño. 

El subinspector ha explicado que el niño estaba temblando y tenía la boca taponada. Por fortuna, "se consiguió desbloquear las vías respiratorias, se le puso en posición lateral de defensa y el bebé empezó a reaccionar", indica el mando policial tras asegurar que vivieron momentos de "mucha tensión" por el estado en que se encontraba el pequeño. La densa flema dificultaba su respiración y la situación era muy grave. 

Eternamente agradecidos a la Policía por salvar a su bebéEternamente agradecidos a la Policía por salvar a su bebé - Foto: Tomás Fernández de MoyaMateo reaccionó, echó las flemas que le impedían respirar y esta mañana en la Puerta de Toledo de Ciudad Real se ha reencontrado con sus cuatro 'ángeles custodios'. "Ha sido una satisfacción tremendamente grande verle hoy caminar, viniendo hacia nosotros con los brazos abiertos. Ha sido muy emocionante", han asegurado los cuatro policías nacionales que salvaron la vida del bebé. 

Se da la circunstancia de que un tío de Mateo es policía nacional. Pero desde el 18 de diciembre de 2021 el vínculo con la Policía Nacional "es mayor, de por vida; no olvidaremos nunca su intervención y rápida disposición en nuestro auxilio", ha afirmado la madre del pequeño Mateo.

Los agentes le han entregado una gorra de la Policía Nacional y no dejaron pasar la ocasión de expresar el deseo de que se aliste en el Cuerpo.  

El portavoz de la Comisaría Provincial de Ciudad Real, Francisco Chacón, ha destacado la importante labor del subinspector, el oficial y los dos agentes que realizaron esta intervención de auxilio humanitario. 

También ha mostrado su agradecimiento a Diana, la madre del bebé, por tener la deferencia de acudir al acto celebrado en la plaza de la Puerta de Toledo para expresar su agradecimiento a los policías Josema, Ignacio, Vicente y Manuel de los coches patrulla Zeta 1 y Zeta 2, que salían en ese momento de la Comisaría y acudieron en auxilio del bebé. "Tardaron segundos en acercarse y hacerse cargo de la situación", ha explicado la madre del pequeño. 

El subinspector de policía que ha hablado en nombre de los agentes ha destacado la formación que reciben de primeros auxilios. Son muchos los servicios de esta naturaleza que prestan, en bebés menos, pero son muchos auxilio humanitarios de adultos, aunque no suelen transcender. 

Más fotos:

Eternamente agradecidos a la Policía por salvar a su bebé
Eternamente agradecidos a la Policía por salvar a su bebé - Foto: Tomás Fernández de Moya
El subinspector, el oficial y los dos agentes que salvaron a Mateo con la madre del bebé.
El subinspector, el oficial y los dos agentes que salvaron a Mateo con la madre del bebé.
Diana, la madre de Mateo, le coloca la gorra de la Policía Nacional.
Diana, la madre de Mateo, le coloca la gorra de la Policía Nacional.