scorecardresearch

Clamber lídera la investigación en producción de biogás

LT
-

La alcaldesa, Isabel Rodríguez, durante su visita a la empresa, destaca los trabajos de investigación que se desarrollan en Puertollano en la primera biorrefinería tecnológicamente avanzada a escala demostrativa en España

Clamber lídera la investigación en producción de biogás

La alcaldesa, Isabel Rodríguez, durante la visita que ha realizado a Clamber ha puesto en valor los trabajos de investigación que se desarrollan en Puertollano en la primera biorrefinería tecnológicamente avanzada a escala demostrativa en España.

Rodríguez ha hecho un recorrido por las diversas instalaciones junto con la concejala de Medio Ambiente, Noelia Caballero, que han seguido con interés los distintos procesos de producción y las líneas investigadoras del centro, de manos de Esteban García Romero, director del Instituto Regional de Investigación y Desarrollo Agroalimentario y Forestal de Castilla-La Mancha, y Juan José González Ruiz, director de Clamber. 

En colaboración con varias empresas Clamber ha desarrollado a escala semi-industrial un proceso de digestión anaerobia en dos etapas, mejorando la producción de biogás. Hasta la fecha se han valorizado 70 toneladas de residuos orgánicos, cantidad equivalente a lo que produce 0,8 habitantes anualmente, para obtener 1030 Nm3 de biogás, lo que equivale a 6430 kwh, que a su vez equivale a la energía que consumen anualmente 14,1 habitantes españoles.

Clamber lídera la investigación en producción de biogásClamber lídera la investigación en producción de biogás

Con estos procesos, con la basura orgánica producida anualmente por una persona, se puede suministrar energía durante una año a casi 18 personas, ahorrando aproximadamente 1,6 toneladas de CO2.

Además dentro del proyecto Urbiofin y en colaboración con otros socios ha desarrollado a escala semi-industrial un proceso de producción de bioplásticos para el sector agrícola y cosmético a partir de los restos orgánicos de la basura producida en los hogares.

Con el proyecto Bioregio, Clamber y su biorrefinería, desarrollado por la Viceconsejería de Medioambiente de la JCCM, fue considerado como una buena práctica a replicar por otras regiones europeas en materia de valorización y circularidad de corrientes biomásicas.

La biorrefinería está diseñada y construida para llevar a cabo la investigación de los procesos físicos, químicos y biológicos, desde el laboratorio a una escala muy cercana a la industrial. Su objetivo es poder determinar si los procesos de transformación de la biomasa en bioproductos de interés son técnica y económicamente viables, así como establecer los parámetros de operación óptimos de dichos bioprocesos para el posterior diseño y construcción de las plantas a escala industrial.

La planta Clamber está destinada y a disposición, tanto para las empresas generadoras de los residuos valorizables, como de todas aquellas empresas, organismos o dependencias que tengan desarrollado un bioproceso novedoso a escala de laboratorio y deseen realizar las pruebas y experimentos necesarios para la optimización del mismo a distintos escalados intermedios, y de este modo, determinar su viabilidad antes de realizar una gran inversión a escala industrial. En definitiva, se minimizan enormemente los costes necesarios para desarrollar industrialmente una idea.