scorecardresearch

Sanidad amenaza con prohibir fumar en vehículos y terrazas

Agencias
-

El Ministerio trabaja en un plan integral contra el tabaco para los próximos años que vete este hábito en lugares exteriores, además de ampliar las restricciones a los cigarrillos electrónicos

El programa contempla cinco metas y 21 objetivos. - Foto: J.C. HIDALGO

El Ministerio de Sanidad quiere retomar la cruzada contra el tabaco  con un Plan Integral de Prevención y Control del Tabaquismo para los próximos años que incluye cinco metas y 21 objetivos, entre los que destacan medidas como la prohibición de fumar en terrazas de bares y restaurantes, en el interior de los coches y en las playas, y también poner coto a los cigarrillos electrónicos.

El Gobierno es consciente del retraso que lleva en sus compromisos en la lucha contra este hábito, en gran parte porque ha tenido que centrarse en combatir la pandemia, pero ahora ha decidido aprobar un plan que tratará de recuperar el tiempo perdido.

Por este motivo ha apretado el acelerador para lograr una «generación libre de tabaco», según recuerda en el texto la ministra de Sanidad, Carolina Darias, por lo que  acaba de enviar el borrador del plan a las sociedades científicas y médicas, y también a las comunidades autónomas para que antes del próximo 15 de este mes presenten sus aportaciones.

Para ello y «antes de 2023» se propondrá incrementar los espacios libres de humo -lo que incluye también cigarrillos electrónicos y productos de tabaco calentado-, «especialmente en los espacios exteriores», una referencia implícita a las terrazas de bares y restaurantes y a las proximidades de los edificios públicos, señalan fuentes sanitarias.

Asimismo, Sanidad se plantea vía real decreto seguir la estela de otros países como Francia o Australia e implantar el empaquetado genérico de las cajetillas de tabaco, de tal forma que se quite el atractivo de las marcas y ayude al descenso del consumo de cigarrillos, tal como recomiendan las sociedades científicas. Igualmente quiere prohibir los aditivos que dan aroma al tabaco y productos relacionados.

El Ministerio de Darias también tiene como línea de actuación «impulsar la revisión de la fiscalidad para lograr un incremento y aproximación del precio de todos los productos del tabaco y de los dispositivos de calentamiento utilizados para su consumo».