Fomento se compromete con las variantes de Ciudad Real 2025

La Tribuna
-
Fomento se compromete con las variantes de Ciudad Real 2025 - Foto: [; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ;

Zamora traslada al secretario de Estado de Fomento la importancia de las obras que deberían arrancar en 2020 con una inversión de 19 millones de euros

El secretario de Estado de Fomento, Pedro Saura, se comprometió a que el Ministerio de Fomento «lleve a cabo los estudios» de las variantes norte y oeste incluidas en el desarrollo del Plan Ciudad Real 2025 y que el Ministerio de José Luis Ábalos debería empezar a ejecutar en 2020. Esa fue la conclusión del encuentro mantenido ayer en Madrid entre el responsable del Ministerio y la alcaldesa de Ciudad Real, Pilar Zamora, que valoró que con este compromiso «las cuatro administraciones públicas se comprometen a trabajar por Ciudad Real y a modernizarla».
Según fuentes municipales, durante el encuentro, en el que también participaron el primer teniente de alcalde, Nicolás Clavero, y el director general de Carreteras del Ministerio, Javier Herrero, Zamora trasladó a los responsables de Fomento «el alcance de este plan de modernización que pretende desarrollar la planificación del modelo de ciudad a medio y largo plazo».
La alcaldesa dio cuenta de los proyectos que están desarrollando las diferentes administraciones, y pidió «la implicación» del Ministerio en las dos variantes cuya ejecución son competencia del gobierno central. Un compromiso que ya había arrancado en noviembre con la reunión que mantuvo también en Madrid con el ministro Ábalos, cuando Zamora indicó que Fomento se comprometía «a estudiar positivamente la realización de estas variantes, para lo que ha quedado comprometida una próxima reunión con el Secretario de Estado de Infraestructuras» que tuvo lugar ayer.
Estas dos variantes, la noreste y la suroeste, servirían para desviar el tráfico pesado de vehículos que diariamente transitan por Ciudad Real entre en la carretera de Toledo y la autovía A-43 hacia Valencia, y la carretera de Piedrabuena y la autovía A-41 hacia Puertollano. «Con esta actuación se conseguiría reducir el número de vehículos que diariamente transitan por la ronda y transformarla en una gran avenida», según destacaron desde el Ayuntamiento.
19 millones de euros. En la presentación del Plan de Modernización Ciudad Real 2025, que contempla una inversión total a desarrollar en un horizonte de ocho años de 103,52 millones de euros, el Estado aparece como protagonista de tres actuaciones: una, este 2019, con la construcción de una rotonda peatonal sobre la autovía que separa Ciudad Real y Miguelturra, presupuestada en el cronograma con un millón de euros, y para la que no aparece consignación presupuestaria directa en las cuentas del Estado de 2019; y las dos variantes abordadas ayer en Madrid: la norte, con una longitud de 4,1 kilómetros y la oeste, que se desarrollará a lo largo de otros 2,9 kilómetros. En total, la inversión prevista para estos dos tramos asciende a 19 millones de euros: 11 para la variante norte y ocho para la oeste y las obras deberían comenzar en 2020 para concluir en el año 2023.
Este año 2019 es el Ayuntamiento el que tendrá que asumir, con una inversión de 850.000 euros, el remate de la ronda norte, 350 metros, para cerrar la conexión entre la carretera de Toledo y la avenida de los Descubrimientos, mientras que se compromete a ejecutar entre 2020 y 2021 el tramo sur de la segunda ronda, con siete millones de euros de inversión municipal. En ese último año, según las previsiones del plan 2025, arrancarían las obras en la actual ronda por valor de otros seis millones de euros.