La Tribuna de Ciudad Real
Saltar Publicidad   Cerrar   

Publicidad

Gran oportunidad para reaccionar

M. E.- E. G. - sábado, 27 de octubre de 2018
Nacho Pedraza protege un balón en el partido con el Jaén - Foto: Pablo Lorente
El Viña Albali Valdepeñas recibe a las 18.15 horas en el Quijote Arena a O Parrulo, un rival directo ante el que espera sumar tres puntos de mucho valor

Resultaría exagerado calificar de ‘final’ el compromiso de esta tarde del Viña Albali Valdepeñas en el Quijote Arena, cuando todavía restarían 69 puntos en juego. Se gane o se pierda, ni todo estará perdido ni todo logrado, ni mucho menos. Pero sí es cierto que conforme pasan las jornadas, el margen de error se reduce y el valor añadido de cada partido crece, y más si se trata de un duelo con un teórico rival directo. Y en estas está un Viña Albali Valdepeñas que lleva muchos días con su atención puesta en el asalto de hoy contra el O Parrulo Ferrol, tanto que no pudo evitar ‘tirar’ a la papelera sus aspiraciones en la Copa del Rey. Si lo sucedido en Córdoba tiene un vaso comunicante con el encuentro frente a los gallegos, hoy toca ganar.
El conjunto ferrolano, que sí superaba su eliminatoria copera ante el Noia de los manchegos Dani Colorado y Sergio Quílez, llega hasta el Quijote Arena tras encadenar dos empates en Liga, en la pista del Antequera y en casa contra Osasuna (2-2 en ambas ocasiones) y suma 5 puntos, tres más que los de Leo Herrera. En sus filas milita un viejo conocido como Chano, exjugador del desaparecido Puertollano FS, y destaca el dato de que la mayor parte de los goles que suma se lo reparten tres jugadores, Rubi Lemos (6), Adri (5) y el propio Chano (5). El último precedente entre ambos equipos data de la temporada 16-17 en Segunda División, cuando los gallegos se llevaban los tres puntos del Virgen de la Cabeza (0-2). 
plena confianza. Leo Herrera, que a priori podrá contar con todos sus jugadores, restaba trascendencia a esta cita, calificándola como «especial porque tenemos muchas ganas de que llegue ya la primera victoria, que creo que el equipo y la afición merecen ya desde hace tiempo». «Confío en mis jugadores al máximo desde el primero hasta el último y me lo demuestran cada día. Ellos se dejan la piel cada día, en cada entrenamiento, en los partidos… Y confío que este sábado ofrezcan su mejor versión», añadía el técnico de Pozuelo, que también tenía palabras de elogio hacia su rival de hoy, al que considera «un referente». «Es su segunda temporada en Primera y la pasada campaña no consiguió su primer triunfo hasta la segunda vuelta. A estas alturas creo que llevaba un punto y luego terminó salvándose», recuerda. Con los refuerzos de jugadores como Adri, Attos, Jesulito o Rubi Lemos, «es un equipo muy bien trabajado, defensivamente muy rocoso y que te exige leer continuamente el encuentro. Son partidos en los que acabas agotado mentalmente».
problemas en el rival. Juega a favor de los intereses del Viña Albali el precario estado físico que atraviesa la plantilla gallega, mermada tras el partido de Copa. Diego y Rubén López estaban casi descartados y Jesulito arrastraba molestias. Cualquier dato suma para que el de hoy sea ese día tan deseado por el equipo y la afición valdepeñera: el de la primera victoria en la élite.
 

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Grupo Promecal
La Tribuna de Ciudad Real se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol
Auditado por Logo OJD