Hacienda pone la lupa en 16.000 familias en la concertada

I. Ballestero - miércoles, 6 de febrero de 2019
Hacienda pone la lupa en 16.000 familias en la concertada - Foto: RUEDA VILLAVERDE
La ministra Montero vuelve a poner el acento sobre las deducciones que se aplican a las donaciones a estos centros, hasta 73 en este territorio, que acogen a uno de cada cinco alumnos

El Ministerio de Hacienda volvió a poner la lupa ayer en las deducciones que se aplican en su declaración de la Renta los padres que tienen a sus hijos en la educación concertada. No es un debate nuevo, ya que la polémica reverdeció apenas unos meses tras una sentencia dictada en Asturias, pero la emisora del mensaje amplificó ayer su onda expansiva ya que fue la propia ministra del ramo, María Jesús Montero, quien cogió el altavoz para asegura que hay familias que se desgravan de manera inadecuada las cuotas de los concertados. Por el momento, aclaró Montero, no hay un cambio de criterio por parte de la Agencia Tributaria acerca de la deducción de las donaciones a estos centros, pero todo apunta a que Hacienda sí que pondrá especial vigilancia a que esos donativos sean, efectivamente, donaciones y no cuotas, que no tienen posibilidad de deducción. De esta forma, el Ministerio pone la lupa sobre una de cada cinco familias en la provincia de Ciudad Real, ya que la concertada alberga en las aulas de los 73 centros que tiene en la provincia a 16.700 alumnos.
Las familias que realizan aportaciones voluntarias a los centros de educación concertada tienen la posibilidad de desgravarse hasta el 75 por ciento de los primeros 150 euros y un 30 por ciento a partir de ese límite. El problema surge cuando dentro de esas donaciones se engloban pagos en forma de cuota a la educación concertada, porque para que sean considerados donativos deben cumplir dos requisitos fundamentales: que sean voluntarios y que la familia no reciba ninguna contraprestación por ello. Algunos de los casos destapados por la Agencia Tributaria hacían referencia a donaciones que se repetían en el tiempo de manera mensual durante el periodo escolar y siempre en la misma cantidad, y que podían considerarse cuotas y, por ello, quedar fuera de las deducciones. En esos casos, el fisco está exigiendo a los padres que devuelvan todo lo que se han deducido dentro de los márgenes que permite la ley.
Montero afirmó ayer, en una entrevista concedida a Antena 3, que «la mayoría de las familias lo consignan adecuadamente», pero volvió a señalar que existen desgravaciones inadecuadas en este sentido. No se trata de una directriz y fuentes de la Agencia Tributaria confirmaron a este diario que no hay una campaña específica para revisar todos estos supuestos, pero el mensaje repetido desde el Ministerio en los últimos meses suena a aviso a navegantes de cara a la próxima campaña, que empezará dentro de unos meses y donde se reflejarán los pagos a lo largo del año pasado.
La cuestión no es baladí. En la provincia la educación concertada tiene un gran peso y acoge a uno de cada cinco alumnos según las cifras del Ministerio de Educación, que también se ha referido de manera indirecta a la cuestión aunque dejando el peso de la misma en la cartera de Hacienda. En total, más de 16.000 familias de la provincia tienen a sus hijos matriculados en centros concertados.
mensaje de tranquilidad. El responsable de las Escuelas Católicas de la provincia de Ciudad Real, Julián Sánchez, emitió un mensaje de «tranquilidad» al subrayar que no se trata de un debate nuevo, y que por el momento «no hay un cambio de criterio acerca de las donaciones». «Recuerda un poco a caperucita y el lobo, parece que quieren asustar a los padres que envían a sus hijos a concertados», afirmó, al tiempo que pidió «prudencia» ante las noticias aparecidas.
«Las declaraciones no son nuevas y por eso no va a haber un cambio de actitud por nuestra parte», indicó Julián Sánchez, que recordó que «no existe ninguna directriz de la Agencia Tributaria diciendo que no se vaya a poder desgravar», y llamó a los centros a cumplir «escrupulosamente la ley en sus dos supuestos», que el pago sea voluntario y que no se produzca contraprestación. «Nos han insistido en que no estamos ante un cambio de política y ni siquiera es un aviso oficial que afecte a la generalidad de los padres», por lo que pidió «tranquilidad» a las familias que eligen la concertada, al tiempo que insistió en que defenderán «el derecho constitucional de los padres a elegir la educación que prefieren para sus hijos». Cree Sánchez que desde el Gobierno se intenta «reducir la demanda social» de estos centros, «porque cada día hay más», y reclamó que lo que debe hacer el Ejecutivo «es aumentar la aportación para cubrir los costes de la educación concertada».  
 

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Grupo Promecal
La Tribuna de Ciudad Real se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol
Auditado por Logo OJD